Archivo

Archive for the ‘Liderazgo’ Category

II Estudio Startups Tecnológicas e Internacionalización

julio 1, 2014 1 comentario

Sectores de actividad startups españolas con presencia internacionalEn Keyprocom de la mano de Ticketbis, hemos desarrollado el II Estudio Startups Tecnológicas e Internacionalización. Se trata de la segunda edición del estudio en el que han participado las 14 principales empresas de capital semilla españolas.

Nuestro país tiene un interesante músculo en sus startups. Según Javier Santiso, profesor de ESADE Business School y fundador de Start up Spain, España es el segundo país europeo en número de aceleradoras e incubadoras, situándose por delante de otros países como Francia y Alemania y sólo por detrás de Inglaterra (50) y no muy lejos de Israel (44) referencia en el desarrollo de emprendedores. Del mismo modo nuestro país está hoy en el top 15 mundial de países en fondos corporativos de venture capital (13),  igualando Israel e Italia y superando Noruega y Dinamarca.

Uno de los retos está en salir al exterior y ahí es donde se centra nuestro estudio. Para muchas de estas empresas la internacionalización es, no sólo una opción, sino uno de los pilares básicos de su estrategia. De hecho, para el 29% de las startups encuestadas la facturación internacional supone más del 60% del total.

Los sectores de actividad que más fácilmente están prosperando en el exterior son el de Telecomunicaciones y Nuevas tecnologías (36% del total), el e-commerce (15%), y el de ocio y entretenimiento (14%). Mientras, un año más América Latina destaca como el destino favorito de nuestras startups con mercados como Argentina y México a la cabeza. De este modo, las posibilidades que aporta la lengua para facilitar la implantación en América y la amplitud de sus mercados son factores que no se deben pasar por alto.

Pinchando en el siguiente enlace podrás acceder al estudio completo que analiza la actividad internacional de 14 de las principales empresas de capital semilla de España: http://bit.ly/1nC0FQK

Comunicación con pocos recursos (el caso de Podemos)

junio 12, 2014 1 comentario

podemos_comunicacionMucho se está hablando sobre la incursión de Podemos y su éxito en las últimas elecciones europeas ¿Se pueden extraer lecciones de comunicación del éxito electoral de Podemos para aplicar al ámbito de la empresa y a una comunicación con escasos recursos?

Críticas, alabanzas, proyecciones, retrospectivas… Desde que consiguiesen cinco escaños, la formación dirigida por Pablo Iglesias ha acaparado un espacio mediático sin precedentes para el nuevo partido. Pero ¿cómo lo han logrado? El dinero no siempre marca la línea entre éxito y fracaso.

La mayor parte de los analístas apuntan a la presencia de su cabeza visible en numerosas tertulias y platós de televisión. Factor que sin duda ayudó a la organización a superar sus objetivos. Este éxito viene reforzado por un buen trabajo desarrollado a través de las redes sociales. Pero hay algo más importante que hace posible todo esto. Al igual que cualquier producto o empresa de éxito, el despegue de Podemos está estrechamente relacionado con que encaja a la perfección con la necesidad de un segmento de la población.

Al igual que un nuevo producto o servicio, la plataforma responde a las inquietudes de una gran cantidad de personas. Al igual que el cigarrillo electrónico, los smartphones, o las tarifas de internet competitivas. Por eso su comunicación, pese a estar organizada con bajos recursos económicos, ha resultado exitosa. Los mensajes pueden ser más o menos acertados, pero si no agradasen a una parte importante de los usuarios no lograría tal difusión. Serían desechados y no obtendrían la visibilidad deseada. El que se trate de mensajes contundentes y, en ocasiones, controvertidos es parte de su éxito.

Otro elemento a tener en cuenta es precisamente esto. Saber diferenciar entre recursos y dinero. El dinero es un recurso de tipo económico. Mientras, un partido u organización al igual que muchas empresas cuentan con numerosos recursos que no son únicamente de caracter pecuniario. Para ilustrar este tema podemos tener en cuenta el tiempo.

La gestión del tiempo es muy valiosa y puede aportar mucho a la comunicación de un producto o servicio. Uno puede no tener mucho dinero, pero puede tener tiempo para destinarlo a la comunicación o a otras actividades de la organización, lo que la va dotando de cierto músculo y sustrato comunicativo. Otros recursos que en el caso de Podemos han sido bien gestionados y que se podrían aplicar a otros ámbitos, podrían ser la gestión de la visibilidad en espacios -como la universidad o la televisión. Asimismo, ha jugado un papel fundamental la implicación de muchos simpatizantes que han aportado su tiempo y energías en difundir el programa electoral y el espíritu del movimiento.

Así, es muy importante analizar todos los recursos con los que cuenta una organización antes de desarrollar una estrategia. Sólo conociendo a fondo las herramientas disponibles, se podrán poner en marcha acciones coherentes y ajustadas a las posibilidades reales de una empresa u organización. No sólo de redes sociales vive el éxito en comunicación, sino de muchos más factores.

 

 

Consejos para jóvenes consultores

abril 4, 2014 1 comentario

Jóvenes EstudiandoKeyprocom, en su compromiso con la formación, desarrolla actividades de formación con instituciones y universidades de prestigio. En las últimas semanas, hemos tenido el honor de hablar con las nuevas hornadas de consultores e intercambiar impresiones e inquietudes. Muchos nos preguntan si existen algunas pautas para lograr el éxito en el ámbito de la comunicación y la consultoría y nuestra respuesta es más o menos siempre es la misma.

A modo de resumen, aquí detallaremos las más importantes:

  • Trabajo, trabajo, trabajo: Te harás un hueco en el sector a base de trabajo. Hay determinadas habilidades que vienen dadas, como la inteligencia, la creatividad o la astucia; pero la capacidad de trabajo es independiente. Puedes tener un compañero poco creativo o sin capacidad de análisis, pero no un vago. Así que muéstrate trabajador.
  • Nunca dejes de aprender: Lee, infórmate, estudia… Nunca pierdas la curiosidad por aprender cosas buenas que complementen tu información y puedan enriquecer todo aquello que aprendas a través de la experiencia. Y recuerda la máxima, si no sabes algo, pregunta a Google.
  • Relaciones: Sal ahí fuera. Conoce gente, nuevos proveedores, empresas especializadas en otros segmentos de negocios con los que podrías establecer sinergias, etc. En la medida de lo posible, asiste a foros en los que, además de conocer a otros profesionales, podrás aprender sobre experiencias de éxito, tendencias, etc.
  • El cliente es lo importante: Él es lo más importante. La empresa debe centrarse en satisfacer las demandas de sus clientes. Si es necesario, dejando de lado la promoción y visiblidad propia, pero nunca menospreciando su labor. Tus clientes deben ser y sentirse los protagonistas, reconociendo, al mismo tiempo, la labor que desempeña el equipo que está a su disposición.
  • Polivalencia: Siempre se habla de la necesidad de especialización. Es muy importante, sí. Pero no olvides que en las etapas iniciales de toda carrera profesional tienes grandes probabilidades de tener que desarrollar un trabajo multidisciplinar. Intenta ser polivalente. Ya llegará el momento de ser un auténtico especialista atrincherado en su área de trabajo.

Puede que no sean los únicos o que parezcan de perogrullo, pero al menos son un punto de partida. Una orientación para dar los primeros pasos en un entorno profesional. Sin miedos. Paso a paso.

Twitter como herramienta de comunicación de crisis y diplomacia

Captura de pantalla 2014-03-04 a la(s) 12.34.36El conflicto entre Ucrania y Rusia, además de todas las repercusiones que está teniendo y tendrá en el ámbito político, está ofreciendo una nueva perspectiva en el ámbito de la comunicación de Gobierno.

Aunque algunos la quieren catalogar de e-diplomacia, en nuestra opinión, no se trata más que del empleo de nuevos canales para desarrollar una comunicación de crisis para definir posiciones, informar y evitar, en la medida de lo posible, incertidumbre y rumores. Mientras la diplomacia se entabla entre personas con responsabilidades, el aluvión de mensajes de Twitter de primeros ministros y embajadores tenían como destinatarios a los ciudadanos o a las agencias de noticias.

Un ejemplo de e-diplomacia, puede ser el envío de condolencias por esta vía, mencionando a un jefe de gobierno o una enhorabuena, pero no el establecimiento de una postura o un comunicado. Es cierto que dichos mensajes que se han emitido en los últimos años pueden tener consecuencias políticas, pero no están principalmente enfocados a ello. La diplomacia está encaminada a mejorar las relaciones entre los países o a solucionar las diferencias, no a dejar constancia de ellas.

Mensajes como los de David Cameron, o el Secretario General de la OTAN,  Anders Fog Rasmussen al respecto, supusieron comunicados a través de las redes sociales; su función básica era informar, no negociar. Comunicaban. Mientras ejemplos de diplomacia los encontramos en los comentarios y menciones que se destinaban Hugo Chávez y la presidenta argentina, Cristina Fernández, o entre esta y la presidenta Brasileña, Dilma Rousseff. Llama la atención el empleo que hace de Twitter el secretario de estado norteamericano John Kerry, quien en ocasiones menciona a los medios para hacerles llegar un comentario, enfocando directamente su mensaje hacia su audiencia.

Pese a estas mínimas diferencias, ambos comparten elementos en común como su inmediatez, su capacidad de impacto -a millones de seguidores gracias no sólo a sus propios followers sino también a los RT-  y la ausencia de filtros entre emisor y receptor. Por lo que se ha convertido en una herramienta de comunicación fantástica en situaciones como la actual en la que la información se sucede a gran velocidad.

Apertura, formación, comunicación: éxito.

febrero 26, 2014 Deja un comentario

Abrir, Formar, ComunicarMuchas organizaciones e instituciones se preguntan qué falla para contar con un mayor apoyo social. Quieren vender más y ser mejor valorados, pero sin darse cuenta se mantienen en cierto modo de espaldas a la sociedad.  Así pues, antes de desarrollar una campaña específica para un lanzamiento concreto, es bueno llevar a cabo diferentes etapas en las que progresivamente se adapte la idiosincrasia de la compañía hacia una mayor apertura, en aras de desarrollar procesos coherentes que radiquen en una proyección positiva de la empresa.

  • Abrir : El primer paso debe ser abrir la organización al conjunto de la sociedad. En muchas ocasiones es complicado tener éxito si ni si quiera mostrar abiertamente las labores de la institución, su cometido, sus fines, etc.  No es un proceso sencillo ya que en ocasiones precisa de un cambio en la cultura corporativa. Lo nuevo puede generar rechazo, gestionar bien este cambio es esencial para afrontar las siguientes fases.
  • Formar: El proceso pedagógico es muy importante y en ocasiones subestimado. Nos gusta pensar que siempre hay algo nuevo que aprender, una nueva técnica, un recurso, innovación… Por eso formar es importante tanto dentro de la empresa, para mostrar a los equipos el trabajo que se desempeña y lograr su apoyo; como fuera de esta, al conjunto de la sociedad para mostrar las motivaciones e inquietudes de la institución.
  • Comunicar: Una vez que la sociedad conoce el cometido de la empresa y es capaz de comprenderlo. Una vez que los propios trabajadores se involucran en el proceso de mostrar a los demás la labor y los fines, es el momento de comunicar las acciones específicas o mensajes seleccionados. Sin alguno de los pasos anteriores es complejo hacerlo y perdemos posibilidades de impacto, ya que en ocasiones si quiera está testado el público objetivo y su receptividad.

Tras el desarrollo de estos puntos, es más sencillo que lleguemos a nuestro objetivo. Merece la pena tenerlo en cuenta ya que en ocasiones nos precipitamos a comunicar sin pararnos a pensar en que posiblemente nuestro público objetivo no nos conozca o la institución no esté aún lo suficientemente posicionado como para que la campaña sea efectiva.

España – Guinea: mala gestión de comunicación de crisis

noviembre 15, 2013 Deja un comentario

Hace unas semanas hablábamos de la gestión del silencio. Pues bien, durante estos días y con motivo del partido amistoso que celebrarán las selecciones de España y Guinea, estamos asistiendo a una verdadera clase práctica de cómo no hacer las cosas.

Para los que no conozcan el tema: la selección española de fútbol disputa un encuentro amistoso contra Guinea, país presidido por Teodoro Obiang, líder de dudosa reputación. Desde diferentes sectores se llama la atención al respecto, instando a la Federación Española a posicionarse para no ‘apoyar’ el trabajo de Obiang al conseguir que la campeona del mundo dispute un partido en su territorio.

A partir de ahí hemos visto de todo: medios que critican la actitud de Gobierno y federación, una rueda de prensa de jugadores con el protagonismo inesperado de la jefa de prensa, a un presidente de la federación que guarda silencio. El asunto está en todos los medios, digitales, prensa, televisiones y radios y los rumores respecto a una posible compensación por la disputa del encuentro no se han hecho esperar.

Lejos de amainar, el ruido parece que va en aumento y todo por una aparente incapacidad para el manejo de la situación en el plano comunicativo. El momento ‘estrella’ lo vemos cuando el presidente de la RFEF, Angel María Villar, responde de mala manera a un periodista para aclararle que sólo va a contestar a las preguntas que ‘le interesen. Error de manual.

Pero el mayor problema en esto viene de la planificación. Es complicado pensar que un encuentro de estas características no encontraría ninguna polémica, por lo que el discurso debería, al menos tener una “coartada” que mostrar a medios y sociedad. Por el contrario se intenta silenciar el asunto, evitando que los futbolistas respondan siquiera a la opinión que les merece la disputa del encuentro. Esta manera de encarar la adversidad obtiene el efecto opuesto al deseado y da rienda suelta a la rumorología y las críticas, dejando al combinado huérfano de un mensaje bajo el que refugiarse. 

Así pues, el próximo España Guinea podría ser un claro ejemplo del efecto boomerang en la comunicación. Al no prever las consecuencias de sus actuaciones, la reputación de una marca puede sufrir un auténtico varapalo en su valoración pública.

¿Es real el silencio en comunicación?

noviembre 6, 2013 2 comentarios

Hace unos meses, nuestro compañero Pedro Marfil, hablaba sobre el empleo del silencio como herramienta de comunicación con mayor o menor efectividad. En su caso, lo aplicaba a la comunicación política, aunque día a día vemos como también en el ámbito corporativo el silencio parece tener, paradójicamente, un papel importante en el desarrollo de la comunicación.

No son pocas las empresas que por su sector de actividad prefieren desarrollar una labor comunicativa discreta, alejada de los focos y los micrófonos. Ámbitos como la industria, el armamento o la seguridad son un buen ejemplo de esto. Pero ¿por qué?

Generalmente se trata de sectores en los que las multinacionales tienen mucho peso, por lo que en muchas ocasiones, la estrategia comunicativa y los mensajes vienen dados desde la matriz y no existe una verdadera cultura de comunicación proactiva. Al mismo tiempo, al tratarse de grandes empresas, en muchas ocasiones participadas en bolsa, el desarrollo de la comunicación debe ser tratado con mucho mimo (ver post). Sin embargo, muchas otras empresas responden a estas características (grandes bancos, motor, constructoras, etc.) y a diario las vemos comunicar ¿Entonces?

La cuestión está en el público. Las empresas que finalmente resultan más celosas de su trabajo suelen ser aquellas que no poseen un público generalista, sino que su target son solo grandes empresas o administraciones, por ejemplo. Es por esto que en muchas ocasiones no se trata de un silencio tal y como podemos entenderlo, si no una comunicación bien segmentada. Estas empresas sí que comunican, lo único es que su estrategia está mucho más enfocada hacia su público objetivo, más de nicho.

Publicaciones especializadas, encuentros, seminarios, patrocinio de estudios, congresos, etc. Estas son sólo algunas de las acciones que se desarrollan para llegar a públicos más concretos, reducidos y potenciales clientes de la firma. De este modo, en muchas ocasiones, ese silencio no es más que una mera percepción. Su estrategia es la de una comunicación más controlada y enfocada a captar o fidelizar determinados colectivos.

Pese a todo, en muchas ocasiones, se desperdicia el potencial de una comunicación más generalizada como vehículo para la creación de marca y la generación de confianza hacia un público mayor. La construcción de un intangible de estas características requiere de matices que desarrollen día a día una identidad colectiva y un sentimiento de identificación que haga crecer a la empresa.