Archivo

Posts Tagged ‘grandes empresas españolas’

II Estudio Startups Tecnológicas e Internacionalización

julio 1, 2014 1 comentario

Sectores de actividad startups españolas con presencia internacionalEn Keyprocom de la mano de Ticketbis, hemos desarrollado el II Estudio Startups Tecnológicas e Internacionalización. Se trata de la segunda edición del estudio en el que han participado las 14 principales empresas de capital semilla españolas.

Nuestro país tiene un interesante músculo en sus startups. Según Javier Santiso, profesor de ESADE Business School y fundador de Start up Spain, España es el segundo país europeo en número de aceleradoras e incubadoras, situándose por delante de otros países como Francia y Alemania y sólo por detrás de Inglaterra (50) y no muy lejos de Israel (44) referencia en el desarrollo de emprendedores. Del mismo modo nuestro país está hoy en el top 15 mundial de países en fondos corporativos de venture capital (13),  igualando Israel e Italia y superando Noruega y Dinamarca.

Uno de los retos está en salir al exterior y ahí es donde se centra nuestro estudio. Para muchas de estas empresas la internacionalización es, no sólo una opción, sino uno de los pilares básicos de su estrategia. De hecho, para el 29% de las startups encuestadas la facturación internacional supone más del 60% del total.

Los sectores de actividad que más fácilmente están prosperando en el exterior son el de Telecomunicaciones y Nuevas tecnologías (36% del total), el e-commerce (15%), y el de ocio y entretenimiento (14%). Mientras, un año más América Latina destaca como el destino favorito de nuestras startups con mercados como Argentina y México a la cabeza. De este modo, las posibilidades que aporta la lengua para facilitar la implantación en América y la amplitud de sus mercados son factores que no se deben pasar por alto.

Pinchando en el siguiente enlace podrás acceder al estudio completo que analiza la actividad internacional de 14 de las principales empresas de capital semilla de España: http://bit.ly/1nC0FQK

Anuncios

Apertura, formación, comunicación: éxito.

febrero 26, 2014 Deja un comentario

Abrir, Formar, ComunicarMuchas organizaciones e instituciones se preguntan qué falla para contar con un mayor apoyo social. Quieren vender más y ser mejor valorados, pero sin darse cuenta se mantienen en cierto modo de espaldas a la sociedad.  Así pues, antes de desarrollar una campaña específica para un lanzamiento concreto, es bueno llevar a cabo diferentes etapas en las que progresivamente se adapte la idiosincrasia de la compañía hacia una mayor apertura, en aras de desarrollar procesos coherentes que radiquen en una proyección positiva de la empresa.

  • Abrir : El primer paso debe ser abrir la organización al conjunto de la sociedad. En muchas ocasiones es complicado tener éxito si ni si quiera mostrar abiertamente las labores de la institución, su cometido, sus fines, etc.  No es un proceso sencillo ya que en ocasiones precisa de un cambio en la cultura corporativa. Lo nuevo puede generar rechazo, gestionar bien este cambio es esencial para afrontar las siguientes fases.
  • Formar: El proceso pedagógico es muy importante y en ocasiones subestimado. Nos gusta pensar que siempre hay algo nuevo que aprender, una nueva técnica, un recurso, innovación… Por eso formar es importante tanto dentro de la empresa, para mostrar a los equipos el trabajo que se desempeña y lograr su apoyo; como fuera de esta, al conjunto de la sociedad para mostrar las motivaciones e inquietudes de la institución.
  • Comunicar: Una vez que la sociedad conoce el cometido de la empresa y es capaz de comprenderlo. Una vez que los propios trabajadores se involucran en el proceso de mostrar a los demás la labor y los fines, es el momento de comunicar las acciones específicas o mensajes seleccionados. Sin alguno de los pasos anteriores es complejo hacerlo y perdemos posibilidades de impacto, ya que en ocasiones si quiera está testado el público objetivo y su receptividad.

Tras el desarrollo de estos puntos, es más sencillo que lleguemos a nuestro objetivo. Merece la pena tenerlo en cuenta ya que en ocasiones nos precipitamos a comunicar sin pararnos a pensar en que posiblemente nuestro público objetivo no nos conozca o la institución no esté aún lo suficientemente posicionado como para que la campaña sea efectiva.

España – Guinea: mala gestión de comunicación de crisis

noviembre 15, 2013 Deja un comentario

Hace unas semanas hablábamos de la gestión del silencio. Pues bien, durante estos días y con motivo del partido amistoso que celebrarán las selecciones de España y Guinea, estamos asistiendo a una verdadera clase práctica de cómo no hacer las cosas.

Para los que no conozcan el tema: la selección española de fútbol disputa un encuentro amistoso contra Guinea, país presidido por Teodoro Obiang, líder de dudosa reputación. Desde diferentes sectores se llama la atención al respecto, instando a la Federación Española a posicionarse para no ‘apoyar’ el trabajo de Obiang al conseguir que la campeona del mundo dispute un partido en su territorio.

A partir de ahí hemos visto de todo: medios que critican la actitud de Gobierno y federación, una rueda de prensa de jugadores con el protagonismo inesperado de la jefa de prensa, a un presidente de la federación que guarda silencio. El asunto está en todos los medios, digitales, prensa, televisiones y radios y los rumores respecto a una posible compensación por la disputa del encuentro no se han hecho esperar.

Lejos de amainar, el ruido parece que va en aumento y todo por una aparente incapacidad para el manejo de la situación en el plano comunicativo. El momento ‘estrella’ lo vemos cuando el presidente de la RFEF, Angel María Villar, responde de mala manera a un periodista para aclararle que sólo va a contestar a las preguntas que ‘le interesen. Error de manual.

Pero el mayor problema en esto viene de la planificación. Es complicado pensar que un encuentro de estas características no encontraría ninguna polémica, por lo que el discurso debería, al menos tener una “coartada” que mostrar a medios y sociedad. Por el contrario se intenta silenciar el asunto, evitando que los futbolistas respondan siquiera a la opinión que les merece la disputa del encuentro. Esta manera de encarar la adversidad obtiene el efecto opuesto al deseado y da rienda suelta a la rumorología y las críticas, dejando al combinado huérfano de un mensaje bajo el que refugiarse. 

Así pues, el próximo España Guinea podría ser un claro ejemplo del efecto boomerang en la comunicación. Al no prever las consecuencias de sus actuaciones, la reputación de una marca puede sufrir un auténtico varapalo en su valoración pública.

Plan de comunicación en una expansión internacional

octubre 22, 2013 Deja un comentario

Plan de comunicación de expansión internacionalLa internacionalización es hoy la clave del éxito de muchas empresas españolas que, debido a la inestabilidad que vive el país, han decidido apostar por expandir su actividad fuera de las fronteras.

Sin embargo, no se trata de una elección que hay que tomar a la ligera, el triunfo no está asegurado. Salir al extranjero con una marca o un producto sin tener un plan estratégico bien definido puede constituir, en realidad, el comienzo del fin.

En la elaboración de esta estrategia de expansión, la comunicación y el marketing ocupan un lugar privilegiado.

Como punto de partida es necesario efectuar una investigación de mercado, un diagnóstico fiable y hacer unas previsiones lo más realistas posibles. Sobrevalorar las posibilidades de la empresa o menospreciar debilidades internas, así como elaborar unas suposiciones superficiales acerca del mercado externo puede llevar a la empresa a un fracaso rotundo y rápido. Asimismo, hay que hacer una estimación de los costes de internacionalización y compararlos con el presupuesto a disposición: para una expansión con éxito es fundamental tener poder de inversión. A este, hay que añadir la disponibilidad de otro tipo de recursos: humanos, tecnológicos y de tiempo. Todos estos factores tienen que ser considerados a priori, no a posteriori.

En cuanto a la difusión de mensajes, es una obligación fortalecer la comunicación a dos bandas enfocada a dos destinatarios distintos: por un lado, la comunicación nacional corporativa dirigida a la captación de potenciales inversores que apuesten por el proyecto. Conseguir fondos será la base de cualquier estrategia de internacionalización. Por ello, es necesario instaurar una comunicación constante en medios económicos, resaltar la historia y el perfil de los empresarios, destacar el potencial de la marca, su solidez económica y fiabilidad.

Asimismo, potenciar la imagen de la empresa o startup como embajadora de la Marca España en el exterior, puede ser una baza importante de cara a ganarse el interés de los medios de comunicación y de los inversores. Además, esto influye de forma muy positiva en la percepción y el refuerzo de la marca a nivel individual, ya que los usuarios se sienten parte de un proyecto sólido y asentado. Leer más…

Comunicación de conflicto laboral: huelgas

marzo 20, 2013 Deja un comentario

En los últimos meses, en el duro contexto económico en el que se desarrollan el día a día de las diferentes empresas y administraciones, hemos visto como la actualidad se veía salpicada de conflictos laborales por recortes de salario, ERES, prejubilaciones, cierres de oficinas, etc.

Comunicar bien este tipo de situaciones es vital para las empresas, dado que son momentos de gran exposición mediática en los que hay mucho en juego. Dicha exposición supone, además, una oportunidad para comunicar marca e incluso para ejercer cierta presión en la mediación y resolución del conflicto.

Para cualquier empresa es fundamental la definición de sus públicos. Así deberá manterner a empleados motivados, clientes informados e inversores tranquilos.

Además, en ocasiones, este tipo de comunicación es muy compleja dado el posible conflicto de interés entre directivas y trabajadores. De hecho, hemos visto como en ocasiones, son los propios trabajadores los que deciden ponerse en manos de una consultora de comunicación para hacer frente al reto y poder hacer presión a través de los medios para la resolución del conflicto.

En estas ocasiones, ante todo, prima que la imagen de la compañía no se vea dañada y que los usuarios o clientes puedan mantener la confianza en ella. Existen numerosos ejemplos de deterioro de la apreciación de una compañía durante un conflicto laboral: huelga de controladores, compañías aéreas, limpieza, empresas de transporte, etc.

En cualquier caso, es fundamental que los afectados puedan comprender a la parte que se manifiesta, de lo contrario, la incomprensión por falta de información puede convertirse en desgaste y daño para la marca y para sus trabajadores.

Ees importante tener en cuenta diferentes factores:

  • Control de tiempos: Es esencial para que los clientes o usuarios puedan planificarse o mentalizarse de que no van a poder contar con los servicios o que puedan plantear una alternativa.
  • Información: Que los clientes dispongan de los motivos por los cuales los trabajadores están secundando una huelga es vital para que se pueda entender el conflicto. Además, en este punto, cobra especial importancia el nivel de ‘humanización’ de las historias que se cuenten, para lograr acercar al usuario al trabajador movilizado.
  • Atención al cliente: Una huelga puede ser un periodo de gran incertidumbre para el cliente: ¿podré viajar? ¿llegará mi pedido a tiempo? ¿me reembolsarán el importe? ¿dispongo de alternativas? Por ello cobra especial importancia la capacidad de respuesta y el trato brindado a clientes y usuarios, no escatimando en ello.

Cuidar estos aspectos puede suponer un salto diferencial que permitan a la compañía mantener su reputación corporativa en periodos de máxima exposición y mostrando el valor de su trato y atención al cliente. Merece la pena destacar, que pese a que un conflicto de estas características pueda suponer una escisión entre empresa y plantilla, de puertas afuera se debe comunicar siempre el valor del cliente y los compromisos de la firma independientemente de todo. Hay ciertos valores que están por encima de conflictos y crisis; saber mostrarlos y comunicarlos de manera correcta es el reto a conseguir.

Exportar comunicación: un reto para los más exigentes

septiembre 7, 2012 1 comentario

Mucho se habla sobre la exportación de bienes o servicios en busca de nuevos mercados y oportunidades. El modelo actual de una economía abierta y globalizada requiere de las empresas una visión cosmopolita y evaluar la internacionalización de sus estrategias empresariales. Pero su aplicación en el ámbito de la comunicación y del márketing no resulta tan sencilla como pudiera parecer. La implantación de una empresa en otros paises no es un proceso improvisado. Responde a un complejo proceso de tramitaciones, alianzas, análisis de mercados, competencia, detección de oportunidades, etc. Se trata de una decisión estratégica de cara a apertura de mercados y detección de posibilidades de negocio importantes.

En el sector de la comunicación y el márketing, el proceso no acaba ahí. Una vez puesta en marcha la delegación, comienza el trabajo. La relación con periodistas, clientes, instituciones… No se trata de ofrecer un servicio al uso, como podría ser la construcción o el mantenimiento de infraestructuras. En este caso se trata de fundirse con la cultura, de hablar, de escuchar. Incluso en países en los que la lengua es la misma, varían los usos que se hace de ella. Modismos, expresiones, etc. Contar con un equipo adecuado para ello es de vital importancia si se quiere trabajar con garantías de éxito.

Este proceso conlleva una serie de retos inherentes que deben ser previstos y abordados con garantías. Así, exportar se convierte en una suerte de inmersión que obliga practicamente a desechar determinados marcos e ideas y a estar abierto a las nuevas dinámicas del mercado en el que se aterriza. Al mismo tiempo, se debe conservar el know how y nutrirlo con el adquirido en el entorno local para ofrecer un servicio completo y no intrusivo a los clientes.

Exportar supone un reto y un valor añadido de gran importancia para las empresas dado, no solo por el proceso al que se enfrenta la firma, sino por el grado de experiencia y la capacidad de adaptación a los nuevos retos adquiridos.

Exisiten muchos países en los que la comunicación y el marketing tienen mucho potencial, aunque abrirse paso en ellos no es tarea sencilla. Sólo las firmas más exigentes están preparados para la exportanción de un servicio tan especial como la comunicación. Trabajar por su éxito es uno de los retos más importantes a los que se puede enfrentar una compañía en su aspiraciones de crecimiento.

Cambiar de agencia, esa es la cuestión

¿Compras la fruta siempre en el mismo lugar? Puede que sí y puede que no. Entonces, ¿por qué no trabajar con diferentes agencias de comunicación? En estos tiempos, muchas empresas y organizaciones se ven ante la disyuntiva de cambiar de agencia. Este proceso, en ocasiones, se puede convertir en un tránsito que da muchos quebraderos de cabeza.

A veces, los cambios vienen dados por cierres de empresas,reorientación del negocio, etc. Pero en otras, aparecen ofertas novedosas, nuevos servicios o necesidades que antes no existían y que no toda agencia está capacitada para proporcionar (como es el caso de los servicios de social media). Las grandes compañías y las multinacionales cada vez más se plantean repartir el trabajo entre múltiples consultoras, cada una especializada en una rama de la comunicación y del marketing. Las oportunidades y el provecho resulta mucho mayor y la competitividad está asegurada.

Sin embargo, muchos se toman este proceso como si de un cambio de pareja se tratase. Celos, dudas, e incertidumbres son algunos de los sentimientos más comunes. Veamos cómo actúan y cómo afrontar estas situaciones de la mejor manera.

  • Vínculos: Los profesionales desarrollan vínculos durante su trabajo, por eso, en ocasiones, es complicado romperlos. Cambiar de agencia no debe suponer un trauma para nadie. Ganar o perder una cuenta es algo natural  en el trabajo de las agencias.
  • Incertidumbre: Las empresas dudan sobre los nuevos servicios. Desconocen la forma de trabajar, poseen su agencia de toda la vida y el trabajo tiene ciertas rutinas adquiridas. Laissez faire, dejar hacer, con el comienzo de la actividad desaparecerán progresivamente las dudas.
  • Celos: Cuando una agencia conoce que hay otra empresa trabajando en labores de comunicación pueden generarse celos. ¿Qué harán? ¿cómo lo harán?  ¿querrán dejar de contar con nosotros? Son algunas de las dudas que surgen en el seno de las agencias. El enfoque correcto es intentar esforzarse y aprender, en la medida de lo posible, ante el nuevo reto.

Ante estas situaciones caben diferentes mentalidades y maneras de afrontar el cambio. Aquí proponemos algunas.

  • Otra agencia: ¿Por qué tener sólo una agencia? Muchas compañías pueden satisfacer mejor las necesidades del cliente en un determinado ámbito. Por ejemplo, en ocasiones hay clientes que poseen su agencia de medios, pero confían su comunicación de crisis o formación de portavoces a otras agencias. ¿Cuál es el problema? La respuesta debería ser sencilla: ninguno. Cada cual posee su especialidad y puede ofrecer un mejor servicio en uno u otro ámbito. Que tu cliente pueda beneficiarse de ello es positivo y se pueden evitar situaciones de mal contento acerca del trabajo hecho.
  • Cambio progresivo: Los cambios no tienen por qué ser radicales. Es imposible tener la misma relación y compenetración con dos personas diferentes y mantenerlas al mismo ritmo. Del mismo modo ocurre en el ámbito laboral. No debemos exigirnos ni esperar tener algo idéntico a lo conocido. Poco a poco iremos descubriendo la ‘personalidad’ de la nueva agencia y su metodología de trabajo. La impaciencia no es buena, poco a poco los ritmos se amoldan y el éxito se logra.

En cualquier caso, para todos los actores involucrados, este tipo de procesos deben suponer un momento de aprendizaje y de visión de oportunidades importante. La mentalidad y actitud con que se afronten es clave para asumirlos con mayores garantías de éxito.